domingo, 18 de noviembre de 2012

Software que convierte cualquier mesa en un teclado para iPhone


El software requiere que uno lo entrene, según dice Fast Company:
El software que él codificó analiza el resultado del sensor en un MacBook en red. Todo lo que el usuario debe hacer es probar una nueva superficie -pulsar unos puntos y permitirle al software saber qué letra se quiere escribir- y el software de Kräutli numerará y ubicará las posiciones para el resto de teclas. Un usuario puede guardar esa superficie para que el software no tenga que volver a ser calibrado.
El bloguero Mark Wilson elogió el potencial del teclado virtual:
La creación de Kräutli es un impresionante mensaje sobre el futuro de las interfaces del usuario, en donde cada superficie se vuelve un conducto para una acción digital.
Esa es la esperanza. Pero podría pasar algo de tiempo antes de que esa visión se vuelva una realidad. También vale la pena señalar que varias otras compañías e innovadores están trabajando en proyectos similares que están siendo comentados en el mundo de la tecnología. El grande en este campo es Microsoft, que hizo una demostración de su sistema Skinput en 2010. Funciona como el teclado de Krautli pero convierte a tu brazo en un teclado.
Aquí hay un video de esa tecnología en acción:

Publicar un comentario